BIEN ido 2013, BIEN venido 2014

Se acabó el año! Confieso que soy más de año nuevo, que de Navidad. Hoy procuro estrenar, ponerme churra, estar con la gente que quiero, cenar muy bien, comerme las 12 uvas y si puedo emborracharme de la felicidad! Es que… es un año más de vida!! Les parece poquito?

Un año más para despedirlo por habernos dado tanto, y agradecerle tooooodo lo que reimos, lo que lloramos, lo que vivimos! Les sigue pareciendo poquito?

Hoy despedimos, pero tambien recibimos 365 días con la mejor actitud para dar – lo todo, como lo hicimos hace un año. 

Por eso, porque hoy es el último día para agradecer, le quiero dedicar este post al 2013: 

A cada mes y su regalo que me dio…

Nuestra fogata en Santa Marta

Gracias Enero por recibir el año con toda mi familia luego de tanto tiempo de estar fuera de Colombia. Por recibirlo en Santa Marta frente al mar, con una fogata, en donde quemamos todo lo que no nos sirvió en el 2012. Por darme un abrazo lleno de amor con mis padres y mi hermano.

Gracias Febrero por viajar con un grupo de amigas durante 23 días, y atravesar medio mundo para vivir una de las vacaciones más increibles que he tenido (hasta ahora). Por haber conocido Los Angeles, Islas Fiji, Sidney, y repetir Las Vegas con 6 mujeres colombianas celebrando la despedida de soltera de una de ellas.

Camden Market, Londres

Gracias Marzo por haber sacado adelante una Convención de Ventas y Marketing en Colombia, y aprender el lado bonito de un trabajo que no te gusta (por quien mandaba, y no lideraba). Por la satisfacción de haberlo hecho realidad con dedicación y esfuerzo.

Gracias Abril por darme el chance de conocer Londres nevando, y haber caminado dia y noche una ciudad llena de magía y rock and roll. Por haberme permitido vivir un fin de semana irrepetible al lado de una personita irrepetible.

Gracias Mayo por abrirme los ojos, y sacarme de la Zona de Confort. Por haberme dado la valentia de renunciar a un trabajo en el que no era feliz, y en el que no existían valores para tratar a las personas. Gracias por enseñarme el mundo del emprendimiento, y conocer gente que si vale la pena!

La piedra azul que me dio el mar

Gracias Junio por permitirme aprender a hablar portugués en uno de mis paises favoritos: Portugal, en medio de mar y sol, y haber compartido verano como una niña de 18 años, al lado de grandes personitas en la Universidad de Algarve.

Gracias Julio por regalarme el estado de: TIA OFICIAL con mi primer sobrino Emanuel, y haberlo visto nacer a más de 9.000 km de distancia frente al mar, via Skype. Gracias por la piedra azul que me encontré justo al salir del mar, luego de haber recibido la noticia que había llegado a este mundo.

Gracias Agosto por regresarme a Colombia, luego de dos meses de estar fuera, y de haber vivido una experiencia diferente y de la cual aprendí tanto…entre otras cosas, el valor de mi tierra. También gracias por haberme dejado respirar aire madrileño..de Madrid al cielo…

Mis estudiantes en Relaciones Empresariales

Gracias Septiembre por volver a sonreir con mis estudiantes, dando de nuevo clases. Por enseñarles y aprenderles tanto. Gracias por sentir sus realidades tan cerca y contagiarme de su “Carrera por la vida”

Gracias Octubre por ser el mes más díficil del año. Por haberme permitido estar triste, llorar y sentir la depresión que me hizo salir adelante y entender porque esas puertas que se me han venido cerrando, son la razón de las que ahora mismo se me están abriendo.

Gracias Noviembre por ponerme en el camino a Ángel Alegre y contagiarme con su “Vivir al Máximo”, con gente que aún ni conozco en persona, que está a miles de kilometros, pero de la cual estoy aprendiendo todos los días, y espero compartir futuros proyectos juntos. Gracias por ser el motor de FELICES PORQUE SI!

Mi auditorio y mi voz

Gracias Diciembre por regalarle amor a mis estudiantes a través de mi voz el día de su graduación. Por guiarlos y enseñarles a emprender en la II Feria Empresarial de Intecc. Gracias por cumplir sueños.

Y tus 12 agradecimientos, ya los tienes listos?

…Porque para despedir es sano recordar lo que valió la pena,

porque para recibir es también sano quedarte con lo mejor del pasado

para ser felices porque si…

Anuncios

¿QUÉ LE VAS A PEDIR AL 2014?

No soy de ponerme cucos amarillos, ni de correr con la maleta, tampoco me como un plato de lentejas, ni me baño en champagne. Confieso que todo eso lo he hecho en su momento, con la fé que todo el mundo le pone a sus agüeros: Pidiendo novio, trabajo, dinero, salud…, y perdón con los creyentes, pero no he visto resultados. Por eso, desde que descubrí mi “Mapa de Sueños”, siempre dias antes de terminar el año, me regalo un espacio para pedirle a esos 365 días que vienen, el hacerme realidad mis sueños. 

Hay muchas formas de hacerlo, la verdad que todo depende de ti, de los recursos que tengas, de la creatividad que quieras ponerle, y por supuesto, de tus sueños, que son únicamente tuyos. Es un trabajo personal e instransferible, que sólo tú podrás hacer, y verlos hechos realidad.

Muchas personas que están a mi alrededor, saben que cuando les digo que le pidamos al “Universo”,  no lo digo por estar loca, ni tampoco, por no creer en un Dios. Cuando estés haciendo tu “Mapa de Sueños”, piensa en “tu universo”, asi tengas una imágen de un lugar, una persona, o una cosa. No importa. Lo que vale es que te lo creas, y sientas que en verdad ese espacio en el que vas a vivir el 2014, va a ser tuyo.

Mi Mapa de Sueños 2014: Viajes, Familia, Estudios y Amor      

¿Cómo hacer el famoso mapa? Esta herramienta funciona con imágenes, y si quieres alguna  palabra o afirmación (frases positivas). Asi que puedes apoyarte de recortes de revistas, pero tambien si sabes dibujar, tú mismo puedes hacer tus dibujos, y si eres más moderno, puedes buscar imágenes en Internet. Yo lo hago en una plantilla de Power Point, y voy agregando fotos mias, y si no encuentro alguna de lo que busco, le pido a Google que me eche una mano con sus imágenes, que por cierto puedes poner tantas como quieras soñar. No importa la cantidad, sino la calidad de las fotos.

Una vez lo termines, imprimelo (si lo has hecho en computador), y ubícalo en un lugar en el que todos los días lo veas (a mi me funciona el espejo del baño), pero tambien lo puedes poner en tu mesa de noche, o en tu oficina. La idea es que siempre te acuerdes de lo que quieres lograr, para que lo vayas atrayendo y se te vuelva un pensamiento (positivo) diario en tu vida.

No esperas más! Tienes aun 5 días para buscar un momento sólo para ti. Pon la musica que más te guste, disfruta ese instante y sueña! En 365 días hablamos de nuevo y me cuentas si el “universo” te cumplió tus sueños…Mucha suerte!!!

 

…Porque la vida no es igual si no soñamos,

porque necesitamos creer que SI se puede, 

porque hay que soñar para ser felices porque si…

QUERIDO NIÑO DIOS…

Este post es para adultos (contemporáneos) mayores de 16 años 

(o la edad en que descubriste quien te traía los regalos…)

 

Navidad bogotana…repartiendo regalos

Desde pequeña como a todos los niños, me enseñaron a escribir la carta al “Niño Dios”. Con los años fui entendiendo que en Colombia los regalos los traía Papa Noél, y en España, los Reyes Magos. Vaya logística que se tenían que hacer el Niño Dios, con Papá Noél, que venía con un trineo de la nieve, y no de Jerusalem, donde en realidad estaba el niño Jesús… 

 

Como recuerdo esas navidades en que mis tíos se disfrazaban de Papa Noél, y leían: “Del niño Dios para Andreita”…hoy el papá Noél son los más pequeños, y aun sigo recibiendo esos regalos que pido al Niño Dios, a Papá Noel, a los Reyes Magos, a mis padres, a mi hermano, a mis amigos, a mi pareja..en fin, que no importa de donde vengan, y cómo lleguen, todos los regalos con amor son bienvenidos en mi árbolito de navidad. 

 

Querido Niño Dios…

 

Como has visto, este año me he portado bien con mis papás, he tenido la oportunidad de volver a verlos y tenerlos cerca, y de volver a llenarme de su consentimiento incondicional luego de haberme ido a los 18 años a vivir sola fuera de Colombia. Me regalaron amor incondicional y apoyo en mis locuras. 

 

Con mi hermano tampoco he peleado. Es que además no tenemos tiempo de malas caras, sino al contrario de buenas caras con Emanuel, además ya estamos cada vez más viejos, y preferimos seguir siendo los “chinos” de siempre. Este año me hizo feliz con el mejor regalo: Mi sobrino Emanuel. 

 

Con mis amig@s también me he portado muy bien. He procurado estar siempre más en las malas que en las buenas. Una de ellas se me casó, otras se enamoraron y están felices. Me regalaron aprendizajes, viajes y experiencias que me llevo en mi baúl de grandes historias. 

 

Con mis estudiantes creo que no fui tan mala, les regalé las ganas de seguir soñando por sus ideas de negocio, y emprender si o si. Me regalaron su humildad y sus sueños. 

 

Con mi gente que anda por todo el mundo (Malasia, España, Dominicana, Canadá, Estados Unidos, Alemania, Francia, Suiza, Portugal, Suecia…), estuve conectada con el corazón virtual, y ahí seguimos juntos a pesar de la distancia. Me regalaron sus mensajes y palabras cuando menos lo esperaba. 

 

Con mi gente que está en Colombia (Bogotá, Armenia, Cucutá, Villavicencio, Cartagena…), también tuve el chance de verlos, o de tenerlos cerca por teléfono o por computador. Me regalaron instantes, cafés y sonrisas. 

 

Como ves, me porté muy bien con todos los que quiero y son importantes en mi vida. Pero como puedes ver, (sin querer queriendo) en lugar de dar, recibí muchos regalos: Amor incondicional, apoyo, sobrino, experiencias, humildad, sueños, palabras, instantes y sonrisas!! Así que creo que este año, no voy a pedirte nada. ¿Será mucho pedirte que me mantengas estos regalos y me sigas llenando de personas que me suman a la vida? Espero que a Papá Noel le quepan por la chimenea!

 

…Porque desde pequeños estamos acostumbrados a pedir,

y no a recibir.

Porque regalando también podemos ser felices porque si…