FIN DE SEMANA MINDFULNESS EN MADRID

Nací en Bogotá, y una de las cosas que más disfrutaba cuando vivía allí era recibir a personas que querían conocer la otra cara de la capital de Colombia. Ser anfitriona en mi casa y en mi ciudad es de lo que más me motiva. En una semana vuelvo a nacer en Madrid, (seré española muy pronto…tic tac tic tac), y uno de mis deberes ahora que resido en ella, es precisamente mostrar ese lado bueno, bonito y barato de la ciudad que siempre tiene el cielo azul. Por eso, cada vez que alguien me dice que viene a Madrid a pasar unos días, asumo mi papel de guía turística y espiritual Mindfulness. Así fue el pasado fin de semana… por primera vez logré mi objetivo. Quiero compartirte mi desconexión y atención plena en Madrid siendo anfitriona por 3 días…

Solo es que alguien nos diga que va a venir a vernos, o a pasar unos días en la ciudad en que vivimos, y el estrés se apodera de nosotros. Empezamos a buscar todo tipo de plan. Nos metemos en Google desesperados por encontrar los mejores restaurantes para comer, las obras de teatro del momento, la cartelera de cine, los conciertos… Planeamos, planeamos y planeamos con horas, con lugares, con personas…muchas veces sin preguntarle a nuestro invitado lo que quisiera hacer, vamos haciendo planes sin pensar. Nos dibujamos una guía turística en nuestra mente con tiempos de sobra, pero con ninguna opción de cambio. !Problema!

Sombras en el Templo de Debod. Madrid.

Sombras en el Templo de Debod. Madrid.

Antes de empezar el fin de semana…

– No planees: Deja que todo fluya…y !es verdad! Todo al final fluye. El mejor plan es el que no existe en tu mente, ni en un papel.

– Desconéctate del mundo digital: Avisa a tu gente que no vas a estar conectado durante 3 días. Con tu equipo de trabajo, tu familia, tus amigos, tus vecinos, tu perro, tu gato…!desconéctate de verdad, para estar en atención plena con esa persona!

– No reserves nada: Olvídate de llamar a restaurantes y pedir mesas. Deja que tu propio cuerpo te pida y tus sentidos con-sentidos actúen para llevarte a los mejores sitios y degustar lo que quieren en ese momento. Desde un Kebab o hasta una ensalada hecha en tu propia casa.

– No hagas cuentas regresivas: Si tu invitado te avisa con tiempo de su llegada, trata de no recordarlo todos los días. Eso si, anótala en la nevera para saber el día que llega, pero nada de: “Faltan 3 días…, faltan 2 días…”. Distrae tu mente pensando en otras cosas, y no la invadas de ansiedad.

– No compres regalos: Los mejores regalos son los que no se preparan, los que salen del corazón en ese momento en que te nació darle un recuerdo de Madrid cuando iban caminando por una tienda de souvenirs, o esa carta que le hiciste justo cuando estaba durmiendo la noche antes de irse. No prepares nada. Todo se prepara solo.

– Limpia tu casa y límpiate tú: Todo entra por los ojos, y si tienes el tiempo de dedicarle a ordenar el espacio donde vives, a llenarlo de buenos aromas y sensaciones que tu invitado podrá disfrutar cuando llegue, seguro te lo agradecerá. Y haz lo mismo contigo…también te lo agradecerá 😉

– Contagia a tus invitados de Mindfulness: Si no saben de qué se trata, es la oportunidad para decirles que no se preocupen. Que no hay una agenda por cumplir. Que se dejen llevar y se pongan en disposición de disfrute.

Madrid desde una de sus terrazas

Madrid desde una de sus terrazas

Guía express de atención plena en Madrid para 3 días: 

– Terrazas Gourmet gratis en Mercado San Antón y Gourmet Experience: Madrid es la ciudad terraza. Donde vayas hay un ático, un balcón, cualquier espacio es razón para ver el cielo madrileño. Muchas de ellas cobran por ver. Estas dos te las recomiendo: no pagas y si eres amante del buen comer te pasas un rato descubriendo olores y sabores nuevos.

– Croquetas y cañas socialistas en Casa Labra: Aunque no suelo hacer filas, vale la pena hacerla en éste lugar, en donde se creó el partido socialista de España, pero donde también venden las mejores croquetas de bacalao. Pruébalas, y acompáñalas con un vermut tradicional. !Huele, observa el lugar, degusta y salud!

– PicNic en el Templo de Debod: Nada de complicarse cargando una sabana, y comida durante todo el día, cuando de repente te dan ganas de hacer un picnic “porque si” en pleno centro de Madrid con una de las vistas más bonitas de la ciudad. ¿La comida? Te recomiendo la bandeja de 100 montaditos y sus ensaladas, pero también hay quienes llevan pizzas del chino y hasta latas de atún. Lo que importa es la compañía y el momento…!el momento!

– Un cine Ideal: Arriésgate y ve a cine sin reservar. Lo peor que te puede pasar es que no hayan asientos y tengas que bajar la película y verla en casa. Sino, entras a ver otra. Yo tuve suerte, y por cierto, les recomiendo el peliculón: Her.

– Vermut de grifo y aceitunas en Los Gatos: Confieso que ni el vermut, ni las aceitunas eran lo mio. Pero desde que empecé a sentirlas, a olerlas, a dejarlas en mi boca por un momento, a que el dulce del vermut me llenara, fue cuando empecé a cogerle el cariño que se merece tomarlo con aceitunas en el barrio de Huertas.

– Helado en La Latina en Grazie Mille: Un domingo en La Latina con 20 grados y un sol madrileño que nos acompañó desde el rio Manzanares fueron la excusa para antojarnos de un helado de Tiramisú y Menta con Chocolate. Solo fue que nuestro cuerpo lo pidiera, y a unos cuantos pasos nos encontramos con esta heladería… aPtitud lleva a la aCtitud.

– Empanada con ají y Cerveza Club Colombia en La Rochela: Mi invitado no era colombiano, pero quise hacerlo sentir el picante de mi país con una empanada de carne acompañada de una cerveza Club Colombia escuchando vallenato de fondo. Al mejor estilo del Mindfulness criollo.

IMG_0023

Mercado San Antón. Madrid.

Ningunas de las recomendaciones anteriores hicieron parte de un plan. Todo fue fluyendo a medida que lo queríamos, que nos lo pedía nuestros sentidos, sin planear, sin pensar, logré desconectarme y enfocar mi atención plena a mi invitado. Sin pensar en lo que íbamos a desayunar, en la hora en que nos íbamos a levantar, en lo que iríamos a hacer en la tarde, en donde nos iba a coger la noche… !Logré el objetivo! Me regalé 3 días de Mindfulness a mi cuerpo y a mis sensaciones.

¿Cuándo vienes a Madrid? Yo encantada de ser tu anfitriona y de no planear nada…nada! Te espero para únicamente disfrutar y dejarnos llevar por nuestros sentidos…

…Porque nos encanta complicarnos la vida

pensando en el futuro,

en lo que vamos a hacer mañana,

o esta misma noche,

cuando aun no nos hemos permitido terminar de disfrutar

el aquí y el ahora.

Porque la planeación consiste en no planear

y enfocarnos en el plan del presente

para ser felices porque si…

Anuncios

5 pensamientos en “FIN DE SEMANA MINDFULNESS EN MADRID

    • Fue un fin de semana de recarga y de buena vibración sin duda.

      !Y claro! Las gambas que ofrecen tienen mucho color, aunque es mejor acompañarlas con un vermut que las hacen más dulces 🙂

      !Abrazo!

Cuéntame! Te gustó?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s